CÓMO REPARAR EL SONIDO DE MI MACBOOK PRO

Los problemas y la carga de trabajo del día a día hacen que cada vez nos estresemos más. La tensión incrementará si somos de las personas que trabajamos constantemente con el ordenador. Es por ello que la música de fondo será el complemento ideal para muchos usuarios de ordenadores portátiles que, por lo menos en los audios, encuentran un toque de relajación. Ante esta situación una Macbook Pro no solo se convierte en el compañero ideal para el profesional promedio por la calidad y eficiencia del hardware al momento de ejecutar las tareas más complejas, si no también porque cuenta con un excelente sistema de audio que se deja apreciar ya sea por los parlantes internos o a través del conector Jack de 3.5 mm (donde ponemos los audífonos).

Sin embargo al ser un complemento fino está propenso a las averías más comunes. Es por esta razón que hoy hablaremos de cómo reparar el sonido de tu Macbook Pro. Seguro habrás llegado a casa continuar el trabajo y al momento de querer escuchar tu canción favorita en internet no podías escuchar nada. Revistaste la entrada del audífono, el volumen, reiniciaste el equipo y nada. Esta puede ser una situación desesperante sobre todo si no sabes donde reparar sonido Mac en Madrid. Pero descuida, si estás aquí por este problema te brindaremos las principales causas y soluciones a esta avería que se deja notar sin duda. Ante que todo comenzamos haciendo una recomendación frecuente, que es hacer un mantenimiento periódico de la Macbook, sobre todo en aquellas partes en las que el polvo y la humedad pueden penetrar y generar un problema mayor en el ordenador.

Ahora bien. Si no escuchas ningún sonido en los altavoces internos e integrados del Mac, primero debes comprobar de donde parta el problema. Como sabrás existen dos variantes que siempre pueden estar comprometidas cuando se tiene un ordenador defectuoso: una es parte lógica (software) y la otra la parte física (hardware). Cada una tiene una manera particular de darle solución a una Macbook sin sonido. Pero yendo por partes, primero vamos a asegurarnos de que macOS se encuentre actualizado. Para ello debemos revisar los ajustes.

Ten en cuenta que la información que brindamos aquí es a nivel usuario, por lo que un poco de concentración y buen criterio bastará para indagar lo que sucede con nuestra Macbook Averiada. Recuerda que los problemas de sonido no son exclusivos de otros fabricantes, los ordenadores como tu nueva y potente Mac, al margen del tiempo, no están exentos de este inconveniente. La ausencia de sonido a través de los altavoces puede ser un problema similar al que los altavoces emitan un sonido defectuoso; cualquier sea el caso resulta preocupante y a la vez desagradable. Estos consejos son para quienes tengan un problema de ausencia de sonido, un sonido incorrecto o un conector de auriculares en mal estado.

Para averiguar si se debe al sistema operativo deberemos ir al AppStore de la Mac y comprobar si existe una actualización más reciente para el ordenador. En muchos casos el actualizar la Macbook permite descargar nuevos y mejore controladores de audio que le devuelvan la funcionalidad a tu equipo. Si tienes una nueva versión de OS X debes instalarlo de inmediato y probar si todo queda resuelto.

A pesar ello, y en algunos casos el problemas es a la inversa. Usuarios con Mac antiguas tienden a descargar nuevas versiones del sistema operativo o lo que es peor, forzar una instalación irregular a cambio de gozar las nuevas funciones que ofrece todo OS X nuevo. Pero no caen en que están perjudicando la funcionalidad de la Macbook Pro. La negligencia se traduce en problemas en el audio y otras características del Mac.

La solución a este problema es contar con la asistencia técnica competente de un grupo de expertos en reparación de ordenadores Mac. Solo un profesional podrá hacer una reinstalación limpia del sistema operativo que mejor se acomode al modelo de Mac que tienes y sobre todo al último con el que el audio funcionó correctamente. Moraleja: no exijas tu Mac más allá de lo que puede soportar. Si esto no aún no soluciona el problema de falta de audio, puedes continuar leyendo el post.

Entonces ¿qué hacemos si la Mac no tiene sonido? Pues primero debemos tomarnos un tiempo para ordenar el ambiente donde hemos de echarle un vistazo. A veces se producen desconfiguraciones en el sistema que sin querer inhabilitan el sonido. Podemos pasar horas preocupados porque no escuchamos nuestras canciones y tal vez se trate de una simple configuración.

Por lo pronto desconectamos los cables de los puertos de audio de 3,5 mm y USB. A continuación vamos a abrir Preferencias del Sistema y dirigirnos a Sonido. Aquí podremos visualizar en la ficha de Salida y seleccionar Altavoces Internos. Vamos a desmarcar la casilla Sin sonido (en el caso de que esté marcada) y subimos el volumen de salida si es que se encuentra muy bajo. Lo que sigue es probar el sonido.

En caso de que no aparezca la opción Altavoces Internos en la ficha de Salida y la Mac no sea una Pro, debes seleccionar la casilla de Salida digital. Ahora verifica si se enciende una luz roja en el puerto de salida del audio. Si se enciende puede que la Mac necesite reparación en el hardware. Punto que ya abordaremos más adelante. Por ahora seguimos comprobando los justes de sonido después de actualizar el software del ordenador como dijimos más arriba.

Si después de actualizar el software del Mac continúas sin escuchar el sonido de los altavoces internos. Puedes volver a comprobar los ajustes de sonido. De no solucionar el problema, no te desesperes. Aún queda mucho pan por rebanar antes de tirar la tolla y poder solucionar el problema de audio en tu Macbook.

En muchos casos el Core de Audio en OS X se convierte en el principal responsable de que el sistema pueda procesar diversas fuentes MIDI y las entradas y salidas de audio, así como otras capacidades por medio de una estructura centralizada que lo que hace es acceder de manera más sencilla a los programas y servicios del sistema. Básicamente existe funciones internas en la Mac que ni siquiera tenemos que advertir, pero es solo en problemas como este en que salen a relucir y nos hacen la vida imposible.

Generalmente para configurar estas opciones contamos con muchas vías que pasan por acceder al menú de la manzana, ir a Preferencias del Sistema, Sonido o Utilidades, luego Configuración de Audio MIDI o los ajustes de programas específicos. Sin embargo esto manifiesta un error como sonido emborronado, pésimo. Aquello se debe a un bucle de audio inesperado o por último podría tampoco reproducir nada. Las formas de solucionar este problema vienen a continuación.

Vamos a abrir el Monitor de actividad y detener el proceso “coreaudid”. Debemos tener mucho cuidado de que sea este el proceso que vamos a detener, sino sabemos nada de Macbook o no estamos lo suficientemente concentrados no vamos poder seleccionar la casilla adecuada y terminaremos empeorando la situación.

Cuando detenemos el proceso “coreaudiod”, reiniciamos el controlador del sonido de Mac. Si deseas estar más seguro puedes reiniciar la Macbook y se supone que al momento de encender debes escuchar el sonido convencional al que estamos acostumbrados y así habremos dado solución a uno de los problemas más incómodos del portátil de Apple.

Otro error común puede recaer en el cruce de sistema. Para poder indagar en este inconveniente, iremos nuevamente a Preferencias del sistema. Una vez más haremos clic en la opción Sonidos y luego en la pestaña Salida. En caso que deseemos reproducir sonido desde una televisión o monitor conectada a la Mac. Selecciona la opción “HDMI”.

Lo que procede en este instante es revisar el nivel de volumen de los altavoces externos. Recuerda que muchos altavoces externos cuentan con sus propios controles de volumen. En caso de que estos altavoces estén apagados o el volumen esté muy bajo, no podrás escuchar absolutamente nada, incluso cuando estén seleccionados correctamente.

Otra manera de solucionar la falta de audio en tu Macbook Pro es apagándola y reseteando la PRAM. Podemos resolver muchos problemas relacionados con el control de volumen y salida del sonido reiniciando la RAM de parámetros. No te preocupes que solo se restablecerán algunas configuración, pero no perderás ningún dato como tus archivos personales o últimas descargas que hayas realizado durante la jornada. Para hacerlo tienes que proceder de esta forma:

Resetear la PRAM puede ser la solución final para volver a arrancar nuestro Mac con una pantalla eficiente. Este truco se realiza mientras la pantalla de tu Macbook Air está arrancando. Primero tendrás que reiniciar tu Macbook Air y al momento que escuches girar a los ventiladores, no pierdas tiempo y a los pocos segundos presiona esta combinación de teclas: command+option+P+R. Todas al mismo tiempo. Cuando logres escuchar el reinicio de nuevo, pon atención a los ventiladores, la PRAM habrá sido reseteada y el Mac arrancará con el sonido convencional y la pantalla totalmente encendida, lo que nos devolverá la tranquilidad, sin duda. Con este paso el audio del Mac debería ya estar funcionando como siempre.

En caso de no encontrar ninguna respuesta a la avería de tu audio Mac, es momento de echarle mano al hardware. Pero este proceso no puede ser llevado acabo por cualquier persona. La reparación del audio Mac consiste en hacer un análisis exhaustivo de los componentes internos y si el técnico determina, hacer un cambio de parlantes y todo el sistema que permite que estos trabajen. Para ello necesitarás contar con un repuesto de calidad adaptable al modelo de tu portátil Apple. No olvidemos que primero se debe profundizar más en el problema y comprobar que cada parte funcione como tiene que ser. Solo el experto podrá determinar si se trata en efecto de una avería en la aplicación en concreto y no del sistema.

Si el audio hace sonidos desagradables simplemente reemplazaremos la pieza afectada por una nueva. Existen otros problemas de audio que pueden resolverse con la simple instalación de un buen controlador o restaurando el equipo a un estado donde funcionaba correctamente. Pero a continuación nos centraremos en la falta de audio al momento de conectar los auriculares. Como sabemos la entrada de 3.5 mm es aquel orificio que se encuentra en la parte lateral de nuestra portátil. Muchas veces el polvo, la humedad e incluso los insectos, hacen de las suyas averiándolo por completo.

El problema puede responder a que la entrada del audio tiene un sistema mecánico que detecta el tipo de adaptador introducido. Si por equivocación, hay una entrada de audio digital automáticamente desconectará las entradas analógicas dejándonos sin sonido (valga esta aclaración en caso de que nos asustemos por no escuchar nada). La solución puede ser bastante crítica. En muchos casos estas averías responden a una placa base rota. Motivo por el cuál tendrá que hacerse el remplazo de la misma para evitar más inconvenientes con el audio.

Sin embargo en el mejor de los casos el problema es el polvo o la suciedad. Para ello solo tendremos que introducir un objeto fino y no conductor (como por ejemplo un pequeño papel enrollado), dentro del adaptador, lentamente y si gustas amparado por una linterna puedes buscar en el interior con cuidado alguna pieza de suciedad como pelusa. De no solucionarse de esta manera puedes acercarte con tu equipo a nuestro local del centro de Madrid donde haremos la evaluación de la avería y ofreceremos un servicio de calidad en el reemplazo de ambas piezas. Tanto parlantes internos, como entrada Jack se verán beneficiados en la reparación. Recuerda que puedes contactarnos vía correo electrónico o llamando a nuestro servicio técnico. Deja atrás los problemas de audio de tu Macbook y vuelve a disfrutar de tus canciones, videos, películas y todo lo que desees hacer con el mejor audio del mercado que solo puede ofrecerte una marca como Apple.

Llamenos
Dirección